Blog volver

| Estudiar y sus efectos para la vista.


Para muchos, las horas dedicadas al estudio ocupan gran parte de su vida, sobre todo durante las épocas de exámenes. Por ello, debemos conocer el impacto que puede tener en nuestros ojos, cómo afecta a nivel de productividad e intentar cuidarlos. Existen algunas recomendaciones para evitar problemas a futuro y para conseguir mejor rendimiento al estudiar.

Para comenzar debemos analizar los hábitos de estudio. ¿Estudias de noche?¿De día? Este detalle es  muy importante, porque al momento de estudiar lo más esencial será la iluminación. Esta, debe ser la correcta; es decir, tienes que poder leer sin forzar la vista. De lo contrario puede ser que tengas dolores de cabeza, bajo rendimiento y otros problemas.

No se considera ideal ninguna hora en particular para estudiar, cada franja horaria tiene sus propios beneficios y desventajas. Lo más importante es intentar hacerlo con cuidado y dándole a los ojos descansos de vez en cuando.

Si vas a estudiar de día, asegúrate de haber descansado bien y de estar en un lugar donde haya suficiente luz natural que te ayude a estudiar y que en ningún momento sientas que estas forzando la vista.

Si vas a estudiar de noche, lo ideal es tener dos lámparas y ponerlas de manera que tú mismo no hagas sombras y cubras lo que estas intentado leer.


Algunos consejos:

    *Algo tan natural como parpadear se nos suele olvidar cuando estamos tan concentrados. Intenta forzarte a parpadear constantemente para hidratar los ojos y evitar que se fatiguen.

    *Utiliza una luz que no sea muy tenue. Una luz muy tenue puede dañar a tus ojos y causarte dolores de cabeza, cansancio visual e incluso que tu visión se haga borrosa.

    Evitar una iluminación natural muy intensa, causará reflejos en el papel además que puede dañar a nuestros ojos y nos deslumbraremos continuamente.

    * La iluminación natural es con la que los ojos normalmente están más cómodos ya que es a la que están acostumbrados constantemente. Intenta aprovecharla para estudiar.

    * Si tienes muchos deslumbramientos del contraste con la luz y el papel cambia de sitio o modifica la posición de la lámpara que estés utilizando.

    Descansa tus ojos, intenta mirar a un punto sin enfocar por unos minutos, esto bastará para que se puedan relajar un poco. Hazlo cada dos horas o cada que te sientas cansado.

    * No te acerques demasiado al ordenador ni a los libros, intenta mantener una separación en la que estés cómodo.

    * Evita leer y estudiar con muy poca luz.

   No hay necesidad de forzar la vista, si la letra es muy pequeña en el ordenador hazla más grande y evita estar forzando por mucho tiempo.

    * Si notas que no puedes leer cómodamente, que tienes visión borrosa o tienes constantes dolores de cabeza al estudiar, visita al oftalmólogo para una revisión.

Como puedes notar lo más importante es que estés siempre cómodo y que tengas suficiente luz con la que puedas leer sin forzar la vista. No olvides darle descansos a tus ojos, necesitan algunos segundos de vez en cuando para parar y continuar. Intenta tener una luz de intensidad media ya sea natural o artificial que será con la que estarás más cómodo.

Si necesitas más información o tienes alguna duda con respecto a tu vista, no olvides que puedes visitarnos en Todo Óptica cuando quieras. ¡Te esperamos!

Volver