Blog volver

| Lágrimas

Las lágrimas son un líquido que sirve para limpiar y lubricar nuestros ojos y  son fundamentales en el funcionamiento del globo ocular.

Sus principales funciones son.
   Aportar oxigeno al globo ocular, que el parpadeo ayuda a distribuir.
   Como lubricante impide que se seque la córnea.
   Absorbe parte de los rayos ultravioletas del sol.
   Nos protege de cualquier elemento que se introduce en nuestros ojos. Por eso cualquier
   alteración del sistema lacrimal influye en nuestra visión.
  
 ¿Sabíais que hay tres tipos de lágrimas?

Lagrimas basales, el ojo está constantemente humedecido y se lubrica con este tipo de lágrimas que además lo protegen de la suciedad y el polvo. Cuando los ojos están sanos no notamos su presencia.

Las lágrimas reflejas, se producen como mecanismo de defensa ante objetos o sustancias extrañas (polvo o sustancias irritantes como la cebolla), y suelen tener anticuerpos que protegen el ojo de bacterias y anticuerpos.

Lágrimas emocionales, estas se producen cuando estamos sometidos a una fuerte tensión emocional, que nos puede hacer sentir muy tristes o muy felices. La composición de estas lágrimas es distinta, ya que tienen un fuerte componente hormonal, implicado en la regulación de la tensión que sufrimos en esos momentos, y que ayudan a reequilibrar nuestro estado de ánimo. Contienen  encefalina una especie de analgésico natural, que  nos ayuda a sentir una sensación de alivio emocional, después de llorar. También están relacionadas con el aumento del ritmo cardiaco y un endurecimiento de la garganta.

Las lágrimas pueden ser un vehículo para manifestar nuestras emociones, para expresarnos (bebes), además de ser un lenguaje universal, nos ayudan a sentirnos mejor y los tres tipos son de gran importancia para nosotros. Aunque no seamos conscientes de ello.

Un dato curioso es que observadas con un microscopio, las lágrimas cuando se secan recuerdan la estructura de los cristales de la nieve.

En resumen estamos llorando todo el tiempo, aunque no nos demos cuenta y esto nos sirve como protección, defensa y para expresarnos. Así que las lágrimas son útiles e importantes y un proceso natural y necesario para nuestro bienestar físico y psíquico.

Desde Todo Óptica, queremos señalar la importancia de las lágrimas como parte de ese mecanismo perfecto que es el cuerpo humano.

Volver